CECAL

| Centro de Estudios de la Comunidad de Albarracín

Entrevista a Carmen Martínez con motivo de su exposición Espacios de la Espera

Deja un comentario

La lluvia no fue un impedimento para que el pasado jueves se inaugurara con éxito en el Claustro de la iglesia de San Pedro la exposición Espacios de la Espera de la escultora Carmen Martínez Samper.

Una vez más, la artista se inspira en la magia de su entorno, el de la Comunidad de Albarracín para transmitir su debilidad por la arquitectura vista no sólo como la estructura o el objeto, sino como generadora de espacios llenos de posibilidades.

En esta exposición, Martínez Samper apela a la imaginación de los espectadores invitándoles a la reflexión a través de los espacios que sugieren cada una de sus esculturas.

¿De dónde procede?
De Albarracín.

¿Cómo surge el vínculo con las artes plásticas?
Soy licenciada en bellas artes, y desde siempre he tenido interés, además viniendo desde un sitio que es patrimonio. Además tenía facilidad y me gustaba.

¿Ha estudiado en Teruel?
No, en Valencia.

¿Es su primera exposición o ya ha realizado alguna más?
No. Llevo bastante tiempo haciendo exposiciones, individuales he hecho menos pero colectivas he realizado varias como las que organizaba Santiago Martínez de Rarun, Inútil; u otras como Q4. Además en este último año monté una instalación en la escuela de aquí de Teruel.

¿A qué se dedica actualmente?
Soy profesora de la Escuela de Arte de Teruel y en la Universidad de Zaragoza en el campus de Teruel.
– ¿Sus obras están a la venta?
Lo único que pretendía era sacarlas a la luz. A parte también llevo un trabajo de investigación sobre unos temas de escultura y sentía la necesidad de, a parte de estar leyendo y escribiendo, volver otra vez a hacer piezas. Algunas de éstas ya las tenía empezadas, otras son de alguna exposición anterior, pero otras están hechas exclusivamente para esta exposición.

¿Por qué este título (Los espacios de la espera) para la exposición?
Mi trabajo tiene mucho que ver con la arquitectura. Estoy totalmente vinculada con la comunidad de Albarracín, y anteriormente ya había trabajado sobre las ventanas de Albarracín, y con el centro de sesudos de la Comunidad de Albarracín, CECAL, publiqué un libro titulado Por la ventana, que es como una catalogación de todo lo que era la arquitectura tradicional pero no solamente como forma sino como todo lo que podría llevar detrás de todo eso una ventana. Detrás de una ventana siempre hay un espacio, y estos espacios son espacios de la espera, espacios femeninos…Si es un espacio dormido es como que todo se cierra más, pero en un espacio de la espera algo puede suceder.

¿Con qué materiales trabaja?
Esta exposición es sobretodo de hierro, pero he trabajado en óxidos.

¿A parte de escultura, crea algo más?
En esta exposición además de esculturas hay también grabados, relacionados también con la estructura de los edificios.

¿Cuál es su inspiración?
Parto de las vivencias de un medio rural como es la Comunidad de Albarracín. Mi trabajo también tiene mucho que ver con la etnografía, con lo que es el estudio del hombre. Soy una observadora del médium. Está siempre muy relacionado con la estructura y la textura de las casas, el colorido que tenemos por allí. De ahí saco mi mensaje, lo transformo en escultura y a cada cual le puede sugerir diferentes interpretaciones.

Fuente:

Diario de Teruel | MARI CARMEN MOYA / Teruel |6/9/2010

Carmen-martinez-samper

Anuncios

Autor: Manuel Matas

Miembro de la Junta Directiva de CECAL

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s